Imagen apartado sector petroquimico

En el sector petroquímico, son muchas las máquinas importantes que son accionadas por motores o generadores eléctricos.

Si nos fijamos más concretamente en el refino del petróleo, el crudo es enviado hasta la refinería a través de quilómetros de oleoductos por medio de grandes bombas, que pueden ser, por ejemplo, de 1200m3/h y 380 metros de altura. Estas bombas, en cada punto de bombeo suelen estar duplicadas por seguridad y poder mantener el servicio, bombas redundantes. Tanto el coste de estas bombas como el de su sustitución para mantenimiento, es muy elevado y puede superar el millón de euros.

Una vez en la refinería son miles los motores o generadores eléctricos que intervienen en los diferentes procesados del petróleo, como en la destilación atmosférica, la destilación al vacío o el cracking catalítico.

En la central de cogeneración, el generador, y las diferentes bombas y compresores.

Para el transporte del crudo, las bombas de tornillo.

El mantenimiento predictivo on line en esta industria es clave para eliminar las rutas de mantenimiento predictivo, por lo que reducimos la probabilidad de accidentes laborales.